• La tinta para imprimir puede llegar a ser más costosa que la impresora misma.
  • Los fabricantes hacen todo lo posible para que sigas comprando cartuchos oficiales.
  • Hablamos con un editor de la revista 'The Recycler' para descubrir porque estos cartuchos son tan caros.
 

Un galón de tinta para impresora puede costar más de 200,000 pesos y cuando está en cartucho es aún más cara que el champán; e incluso que la sangre humana.

De hecho, a veces puede ser más barato comprar otra impresora que cartuchos de tinta. Pero, ¿por qué es tan cara la tinta de las impresoras?

Empecemos por las primeras impresoras: las de inyección de tinta. Fueron diseñadas en la década de los 60, y la tinta estaba hecha de colorante alimentario y agua. Pero se desvanecía a los pocos meses, así que tuvieron que desarrollar tintas con mejor calidad y permanentes.

Después, en 1988 Hewlett-Packard consiguió fabricar la primera impresora de inyección de tinta para el mercado, que se vendería por casi 20,000 pesos.

Pero mucho ha cambiado desde entonces, hoy en día puedes comprar una impresora nueva por unos 800 pesos, solo que hay un problema. Cuando se acaba la tinta, hay que comprar cartuchos específicos y estos son caros. Pero, ¿por qué cuestan tanto?

«La respuesta es simple: Codicia y un modelo viejo de navajas de afeitar», dijo David Connett, editor de la revista The Recycler, quien ha presionado durante años para que la industria de la tinta para impresoras haga cambios trascendentes.

«Suelen vender impresoras baratas, pero los consumibles a un precio muy caro. Es básicamente una fórmula: Entre más barata la impresora, más caros son los consumibles», explicó.

Una vez que compras una impresora de cartuchos, estás atrapado en un ciclo. No tienes más remedio que comprarlos o tirar la impresora.

Y como una impresora puede considerarse una compra única, a las empresas no les importa venderlas con pérdidas y recuperar la inversión con cartuchos.

Por ejemplo, la impresora todo en uno HP Envy 4520, se vende por al menos 1,400 pesos, pero se calcula que fabricarla cuesta 2,500 pesos.

Las pérdidas para las empresas al vender impresoras implican que deben vender cartuchos de tinta para obtener beneficios. Este modelo ha dado lugar a una guerra entre fabricantes de impresoras y proveedores alternativos de tinta.

Los fabricantes hacen todo lo posible para que sigas comprando cartuchos oficiales

Algunos instalan microchips en sus cartuchos y emiten constantes actualizaciones para impedir el uso de tinta de terceros, que pueden ser más baratas.

«El año pasado, se emitieron casi 900 actualizaciones por solamente nueve fabricantes de impresoras, es decir, casi tres diarias», dijo Connett.

Eso es incompetencia absoluta, porque tienen que estar actualizando constantemente o definitivamente es una estrategia sigilosa para controlar el mercado.

Las empresas de impresoras atribuyen los altos costos a la investigación y el desarrollo que implica el perfeccionamiento de la tinta para impresoras. Sin embargo, los materiales que utilizan cuestan muy poco.

«El costo real de manufactura está entre 400 y 700 pesos por litro», aclaró Connett.

Mucha de la tinta que compras ni siquiera se usa para imprimir. Según una prueba realizada en 2018 por Consumer Reports, más de la mitad de la tinta que compras se pierde en los ciclos de mantenimiento de los cabezales de impresión.

Y las impresoras que utilizan cartuchos de tinta multicolor dejan de funcionar cuando se agota uno de ellos, aunque los demás estén llenos.

Hoy en día obtienes aún menos por tu dinero. Aunque los cartuchos tienen el mismo tamaño y precio, a menudo contienen menos tinta que antes. La tinta de los cartuchos de varios fabricantes se redujo de 20 mililitros a cerca de 5 mililitros en los últimos años y el precio sigue igual.

Los cartuchos originales de 20 mililitros siguen a la venta, pero como extra grandes y algunos nuevos pueden tener en su interior solamente 3 mililitros de tinta.

Algunas empresas han puesto en marcha suscripciones de tinta, que desactivan los cartuchos a distancia si se imprimen más páginas de las asignadas.

Las impresoras láser son una alternativa más barata, pero producen imágenes de menor calidad.

Sin embargo, la verdadera solución sería ofrecer cartuchos de tinta más eficientes.

«Este producto puede estar mejor diseñado, podrían colaborar con el mercado secundario para encontrar una solución que funcione para todos, porque en última instancia esto es malo para el consumidor, es caro y excesivo. Es malo para el medio ambiente y no es necesario que se fabrique así», señaló Connett.

Nos pusimos en contacto con Canon y HP para que comentaran. HP respondió con esta declaración:

Los cartuchos originales de tinta y tóner de HP ofrecen la mejor experiencia posible de impresión. Cada año realizamos grandes inversiones en investigación y desarrollo experimental para ofrecer los más altos niveles de calidad de impresión, seguridad y sostenibilidad medioambiental.

Al comprar productos HP, están reduciendo residuos de plástico y contribuyen a una economía circular. Trabajamos para maximizar el valor para nuestros clientes, incluyendo Instant Ink, nuestro servicio de suscripción de tinta a domicilio. Que incluye tinta, envío y reciclaje.

AHORA LEE: 6 maneras fáciles de abrir una botella de vino sin sacacorchos

TAMBIÉN LEE: Lee esto antes de hacerte un tatuaje con henna negra —estos son los peligros de esa tinta

Descubre más historias en Business Insider México

Síguenos en FacebookInstagramLinkedInTwitter y Youtube

AHORA VE: