• Jen Glantz es empresaria y fundadora de Bridesmaid for Hire.
  • Ella toma una cantidad fija de vacaciones cada año para mantener el equilibrio mientras administra su negocio.
  • Para elegir cuántos días libres tomará, mira la agenda del año anterior y considera los espacios donde podría haber tiempo para ello.
  • ¿Ya conoces nuestra cuenta de Instagram? Síguenos.

Una de las partes más difíciles de trabajar por cuenta propia es descubrir cómo diseñar un horario donde las vacaciones del año estén estipuladas.

Cuando comencé a laborar de manera independiente hace siete años, era muy estricta con mi agenda. 

Estaba nerviosa de que el tiempo libre dañara mi negocio, así que no tomé ningún día de vacaciones. En cambio, trabajaba más de 60 horas a la semana y, a menudo, me encontraba «conectada» los fines de semana. 

Después de dos años así, decidí poner en marcha un plan para darme una cantidad fija de días libres. Este año, son 21 días de vacaciones, 20 días de «descanso» y cinco días de enfermedad.

Estas son las reglas y estrategias que uso para decidir cuántos días debo tomar para mí.

1. Me doy más tiempo libre del que obtendría como empleada

En la última empresa en la que trabajé en 2015, solo me dieron 14 días libres. Nunca fue suficiente tiempo y descubrir cómo usar esos días de vacaciones fue estresante. 

Juré que cuando me convirtiera en un empresaria a tiempo completo, me daría más tiempo libre que el que recibiría si fuera empleada en la compañía de otra persona.

Por lo tanto, todos los años miro los puestos vacantes en LinkedIn o Indeed que coinciden con mis años de experiencia y conocimientos para ver cuántas vacaciones se ofrecen anualmente. 

Dado que a menudo trabajo días más largos y los fines de semana, decidí que eso justificaba más días libres designados, por lo que generalmente agrego al menos una semana adicional al número que veo en las listas laborales.

2. Hago un resumen de las vacaciones del año anterior

Al final del año, hago una revisión anual como si fuera una trabajadora de mi propia empresa. Una categoría en la que hago un inventario es cuántos días de vacaciones o personales tomé, y siempre descubrí que tomé menos tiempo libre de lo que prometí.

En lugar de ver eso y simplemente decir: «En 2022, me voy a dar más tiempo libre», miro hacia atrás y analizo por qué no me tomé ese tiempo libre y cuándo habría tenido sentido realizar unas vacaciones o utilizar días personales.

Hacer esto me ayuda a programar las vacaciones para el próximo año y planificar de manera realista para asegurarme de tomarme un tiempo libre todos los años. 

3. Tomo cinco días de «descanso» por trimestre 

Al comienzo de cada trimestre, me doy cinco días libres adicionales para tomarlos en cualquier momento. 

Si no tengo un viaje planeado o un evento para el que necesito usar esos días, elijo momentos al azar durante el mes y los marco como días libres de trabajo en mi calendario.

Esto me ayuda a planificar con anticipación una escapada ocasional de fin de semana largo o simplemente me da un día libre a mitad de semana.

Considero estos «días de descanso» en lugar de días de vacaciones, ya que se utilizan para reiniciar y desconectar. 

4. Compenso los días libres adicionales 

Si descubro que necesito tomarme más tiempo libre (porque quiero irme de luna de miel por tres semanas o tomarme una semana libre para trabajar en un proyecto divertido), hago un trato conmigo misma.

Cada día extra que me tomo libre equivale a ocho horas de tiempo de trabajo adicional que tengo que agregar a mi horario durante todo el año. 

Eso podría significar extender algunos días de trabajo en agosto por una hora o dos o trabajar un domingo. 

El uso de este enfoque para los días de vacaciones me ha ayudado a asegurarme de tener el control de mi calendario y estar al tanto de mi trabajo en el año. 

También me hace aún más responsable para que no sienta que me estoy aprovechando de la flexibilidad que puede ofrecer ser una empresaria. 

AHORA LEE: Prima de antigüedad: ¿qué es, cómo se calcula y en qué casos tu patrón debe cumplir con ella?

TAMBIÉN LEE: Â«Â¿Por qué deberíamos contratarte?», la experta en recursos humanos Liz Ryan tiene 4 trucos para acertar tu respuesta

Descubre más historias en Business Insider México

Síguenos en FacebookInstagramLinkedInTwitter y Youtube

AHORA VE:

<iframe width="560" height="315" src="https://www.youtube.com/embed/gp3KhJH8hWM" title="YouTube video player" frameborder="0" allow="accelerometer; autoplay; clipboard-write; encrypted-media; gyroscope; picture-in-picture" allowfullscreen></iframe>