• Los lubricantes naturales son una buena opción porque los lubricantes que se encuentran en la tienda a menudo contienen fragancias, parabenos, glicerina y otros ingredientes que pueden irritar la piel.
  • En su lugar, puedes usar artículos domésticos comunes como alternativas de lubricación, como un aceite de coco, aloe vera o aceite de oliva.
  • También puedes hacer tu propio lubricante casero con agua y fécula de maíz (maizena).
  • Este artículo fue revisado médicamente por Rosara Torrisi, LCSW, CST, MSSW, MEd, PhD, terapeuta sexual certificada en el Instituto de Terapia Sexual de Long Island.

El lubricante puede ser una gran herramienta para que el sexo sea más placentero, ya que puede ayudar a prevenir una fricción dolorosa. Pero no todos los lubricantes son iguales. Algunos lubricantes comerciales tienen productos químicos agresivos que no son ideales para las partes más sensibles del cuerpo. 

Si estás buscando una opción más natural, hay varios ingredientes caseros que puedes utilizar para hacer tu propio lubricante. Aquí hay cinco productos comunes que funcionan bien como lubricantes y que son seguros para tu cuerpo, así como una guía para hacer tu propio lubricante en casa. 

Por qué deberías considerar los lubricantes naturales

La piel dentro y alrededor de los genitales puede ser especialmente sensible, por lo que es importante pensar qué productos usas como lubricante. 

Por esta razón, muchas personas «prefieren usar un lubricante que no contenga químicos para evitar infecciones, irritación y malestar», dice Alyssa Dweck, MD ginecóloga del Northern Winchester Hospital y profesora asistente en el New York Medical College.

Esto es una cuestión sumamente importante para muchas mujeres, sobre todo las que están pasando por la menopausia, dice Dweck, porque los cambios en las hormonas pueden hacer que la vagina y la vulva sean más delicadas y se dañen fácilmente.

Muchos lubricantes comerciales tienen químicos que pueden ser dañinos para tus áreas íntimas. Por ello, te recomendamos evitar los productos que contienen estos ingredientes:

  • Las fragancias pueden causar irritación de la piel, especialmente en personas con piel sensible.
  • La glicerina puede ser un problema para las personas propensas a las infecciones por hongos, ya que puede desencadenar un crecimiento excesivo de hongos en la vagina.
  • Los parabenos pueden alterar el equilibrio hormonal, lo que puede causar problemas en todo el cuerpo. Es muy importante que las personas con antecedentes de cánceres hormonalmente sensibles como el cáncer de mama los eviten, dice Dweck. 
  • El propilenglicol se encuentra en muchos lubricantes comunes a base de agua como el Astroglide y puede ser irritante si tienes la piel sensible.
  • Los lubricantes a base de silicona a menudo contienen ciclometicona y sustancias químicas similares que se han relacionado con el cáncer de útero en animales.

Si estás buscando una opción más segura y sencilla, estos son los mejores lubricantes naturales que debes probar.

1. Aceite de coco virgen

«El aceite de coco es uno de los lubricantes naturales más populares que generalmente se tolera bien», dice Dweck. Una de las razones de su popularidad es que huele y sabe bien, lo que puede ser un beneficio adicional para el sexo oral. 

Es importante que verifiques que estás comprando aceite de coco virgen o sin refinar porque los aceites refinados pueden contener aditivos que podrían irritar tu piel. Además, es importante mencionar que si estás usando condones, mejor opta por otra opción ya que el aceite puede dañar el látex y hacerlos ineficaces. 

«Ten en cuenta que si se utilizas condones para prevenir las ETS o el embarazo, los aceites no son compatibles y se prefiere otro tipo de lubricante a base de agua o silicona», dice Dweck. 

2. Aceite de oliva

El aceite de oliva es otra opción de aceite natural, y al igual que el aceite de coco, lo mejor es que sea virgen o extra virgen para evitar los aditivos. El aceite de oliva también es seguro para comer, lo que lo hace ideal para el sexo oral.

Este aceite tiene el beneficio adicional de ser fácil de encontrar y de tener un costo relativamente bajo. Sin embargo, debes tener cuidado con el lugar donde lo usas, ya que puede manchar las telas.

Como cualquier otro aceite natural, no puedes usar aceite de oliva con condones o juguetes sexuales de látex. Pero tiene el beneficio de durar más que muchos lubricantes comunes a base de agua. 

3. Aloe vera

El gel de aloe vera se usa a menudo para tratar las quemaduras solares porque tiene un efecto calmante en la piel, que también puede ser útil para combatir cualquier irritación de la piel durante las relaciones sexuales.

El gel puro de aloe vera puede ser una buena opción de lubricante para las personas con piel o genitales sensibles, pero es importante leer los ingredientes con atención. Si estás comprando gel de aloe embotellado, busca que no contenga ingredientes dañinos como el alcohol que pueden irritar y resecar tu piel. Puede ser difícil obtener suficiente gel de la propia planta de aloe, pero si lo logras adelante. También es relativamente fácíl encontrar productos de aloe puro en algunas farmacias y supermercados.

El aloe vera se destaca de otras opciones naturales porque no contiene aceite, lo que significa que es seguro usarlo con condones.

4. Aceite de aguacate

El aceite de aguacate tiene muchas de las mismas ventajas que el aceite de coco y de oliva: es hidratante, dura más que el lubricante a base de agua y puedes comerlo.

Además, si está buscando un aceite natural más neutro, el aceite de aguacate puede ser tu mejor opción, ya que tiene un olor y sabor menos perceptibles que el aceite de coco y de oliva.

Es un aceite, así que no lo uses con condones ni con algunos juguetes sexuales. 

5. Aceite de vitamina E

El aceite de vitamina E se usa a menudo como humectante o como aceite portador para diluir los aceites esenciales. Esto significa que es suave con la piel, incluso en las áreas más sensibles. Sin embargo, debido a que es un aceite, la vitamina E pura no funciona con condones.

Si quieres un lubricante que contenga vitamina E pero que no descomponga el látex, una mezcla de silicona puede ser una mejor opción. «Soy fanático de Uberlube, un lubricante de silicona de grado médico y vitamina E que ha ganado popularidad», dice Dweck.

Las mezclas de silicona funcionan bien como lubricantes naturales, dice Dweck, porque duran más que los lubricantes a base de agua y son compatibles con los condones.

Cómo hacer tu propio lubricante

También puedes hacer tu propio lubricante a base de agua en casa ––que sea apto para condones––, con una receta simple con agua y fécula de maíz (maizena). Para hacer este lubricante, sigue estos pasos:

  1. En una olla, mezcla una taza de agua y 4 cucharaditas de fécula de maíz.
  2. Coloca la olla en la estufa a fuego bajo y hierve lentamente el líquido.
  3. Una vez que comience a hervir, revuelve la mezcla con frecuencia durante unos 30 segundos.
  4. Retira la olla del fuego y deja enfriar antes de usarla. 

Información privilegiada

El lubricante puede ser una gran herramienta para aumentar tu placer y disminuir el dolor durante las relaciones sexuales, pero es importante elegir el lubricante adecuado para tu cuerpo. 

Los ingredientes naturales pueden ser una buena alternativa a los lubricantes con más químicos, pero cada vez que pruebes un producto nuevo, siempre es mejor hacer primero una prueba cutánea. Para hacer esto, extiende una pequeña cantidad del producto en un área de piel menos sensible como tu brazo y observa cómo reacciona tu piel durante unas horas. 

Si tienes otras inquietudes sobre un ingrediente lubricante, pídele a tu médico que te ayude a elegir la mejor opción para ti.

AHORA LEE: 4 maneras en que la masculinidad tóxica puede aparecer en tu relación

TAMBIÉN LEE: 8 consejos para tener mejores y más intensos orgasmos, según expertos en sexo

Descubre más historias en Business Insider México

Síguenos en FacebookInstagramTwitter y LinkedIn