Ivonne Vargas

Ivonne Vargas

Laberinto Laboral

Las altas tasas de desempleo, informalidad e inactividad asedian a cerca de 110 millones de j√≥venes en Am√©rica Latina y el Caribe; esto seg√ļn la Organizaci√≥n Internacional del Trabajo (OIT). En el caso de M√©xico, el principal desaf√≠o para que esta poblaci√≥n se contrate radica en carecer ‚ÄĒa nivel individual, e incluso, desde una perspectiva acad√©mica‚ÄĒ  de una estrategia para adquirir experiencia lo m√°s r√°pido posible. 

En M√©xico el 62% de los j√≥venes externan dificultad para emplearse; reconocen que no poder demostrar competencias profesionales (experiencia) es el principal obst√°culo en los procesos de reclutamiento; esto de acuerdo con datos del estudio ‚ÄėEscasez de Oportunidades Laborales‚Äô de ManpowerGroup, en colaboraci√≥n con Junior Achievement Americas. 

El estudio encuestó a más de 2 mil jóvenes en América Latina; concluye que no encontrar un salario adecuado para sus expectativas económicas es el segundo obstáculo.

Me pregunto por qu√© se carece en una asignatura en la que, de manera realista y apegada al mercado laboral, la persona sepa estimar su percepci√≥n salarial de acuerdo a la industria, el sector, los tabuladores, las habilidades, entre otros elementos. 

Esta fotograf√≠a que nos presenta ManpowerGroup, junto con Junior Achievement, muestra un escenario preocupante; y sobre todo, no lejano de lo reportado en diversas ocasiones por organismos como la OIT. En Am√©rica Latina existen 9.4 millones de j√≥venes desempleados; 23 millones que no estudian ni trabajan, mucho menos est√°n en capacitaci√≥n, y m√°s de 30 millones solo consiguen empleo en condiciones de informalidad.  

¬ŅC√≥mo cambiar su realidad laboral ante la falta de experiencia?

¬ęLa pandemia modific√≥ las condiciones y las expectativas de los j√≥venes sobre el mundo del trabajo¬Ľ, comenta M√≥nica Flores, presidente de ManpowerGroup para Latinoam√©rica y responsable de la operaci√≥n en 18 pa√≠ses.

Con todo y que hoy esta poblaci√≥n considere nuevos esquemas laborales para emplearse, ¬ęla experiencia sigue siendo el factor determinante para llegar a un empleo formal; independiente del grado de formaci√≥n con el que se cuenta¬Ľ, dice.

Recordemos que M√©xico no cuenta con el ejercicio ‚Äėmejor ejecutado‚Äô en educaci√≥n dual, o en alg√ļn otro esquema, para vincular de manera temprana a j√≥venes con el sector empresarial. Dos datos sobre esto. El pa√≠s representa una de las econom√≠as con mayor diversificaci√≥n productiva de la regi√≥n; sin embargo, solo un tercio de los trabajadores informa haberse capacitado durante su vida laboral para mejorar/transformar su actividad; as√≠ lo mostr√≥ el documento ‚ÄėFormaci√≥n profesional para superar crisis del empleo en Am√©rica Latina‚Äô, tambi√©n de la OIT. 

Aunque sea complejo de reconocer ‚ÄĒy tengo por cierto que centrarse en los pocos avances no es estrat√©gico‚ÄĒ, hay que recordar que la falta de experiencia no se presenta como como un acto instant√°neo. 

Desajuste de competencias

De fondo, es un problema de ‚Äėdesajuste de competencias‚Äô, de una ‚Äėcolaboraci√≥n‚Äô entre sectores que no termina de articularse; de una dificultad para que el joven no deserte en su formaci√≥n acad√©mica, mucho menos ahora que el formato ‚Äėmicro learning‚Äô (aprendizajes cortos y concretos) predomina en el escenario pospandemia. 

La OCDE apunta a que m√°s del 55% de los alumnos mexicanos no alcanza el niveles de competencias b√°sicas en asignaturas como matem√°ticas (las cuales contribuyen al pensamiento abstracto, a un manejo de la frustraci√≥n). 

¬ŅQu√© calificaci√≥n tendr√≠amos hoy en la competencia digital? Claramente, no se trata de que todo la aprendido, analizado, entendido, sea solo a trav√©s de tecnolog√≠as digitales, pero s√≠ es el mejor momento para pensar en ‚Äėhibridaci√≥n‚Äô, en ganar la experiencia por diferentes fuentes, seguirse preparando y presentar esa ‚Äėcarta‚Äô ante posibles empleadores.   

La inserci√≥n laboral requiere de una visi√≥n mucho m√°s precisa, que articule formaci√≥n con trabajo para generar una demanda pertinente en los puestos de trabajo.  Si la informaci√≥n parece m√°s de ‚Äėdiscurso‚Äô, esa no es la intenci√≥n; y comparto que los j√≥venes mexicanos fueron muy directos y precisos, respecto a lo que esperan del primer empleo.  

La remuneraci√≥n econ√≥mica est√° en el n√ļmero uno

Se ha convertido en un fuerte factor que determine en el joven talento aplicar y permanecer en un empleo. En promedio, el sueldo que pretenden los j√≥venes oscila entre uno y tres salarios m√≠nimos, de acuerdo con la encuesta citada. 

Los j√≥venes esperan encontrar un empleo formal. 97% desear√≠a formar parte de una organizaci√≥n; busca ofertas con seguridad social y prestaciones de ley, adem√°s de ayuda para seguir estudiando y alguna clase de seguro. 

Por su parte, los empleadores de la regi√≥n se√Īalaron que m√°s de 90% ha contratado a j√≥venes durante los √ļltimos 12 meses. Para 87% hubo una oportunidad de empleo formal y el 70% de los participantes obtuvo un contrato por tiempo indeterminado. 

Las organizaciones en Latinoamérica afirmaron que más del 80% de los empleadores buscan contratar a más jóvenes; sin embargo, de nuevo la falta de experiencia, conocimientos y habilidades, frenan esa intención de cubrir plazas con recién egresados.

La estrategias m√°s efectiva ante la falta de experiencia

Mientras avanza el c√≠rculo vicioso de: ‚ÄúC√≥mo ganar experiencia si nadie me da oportunidad‚ÄĚ, los empleadores han optado por pol√≠ticas enfocadas en sueldo y prestaciones, desarrollo o crecimiento y flexibilidad laboral para atraer a quien s√≠ confirman ciertas destrezas 

‚ÄúExiste un bono de talento que hay que capitalizar, se trata de j√≥venes con potencial que tienen mucho para aportar. La estrategia m√°s efectiva para conseguir un empleo es iniciar en puestos temporales, lo antes posible, para ir adquiriendo experiencia‚ÄĚ, sugiere Leo Martellotto, presidente de Junior Achievement Am√©ricas.

El estudio Escasez de Oportunidades Laborales de ManpowerGroup en colaboraci√≥n con Junior Achievement Americas, detect√≥ que 81% de los j√≥venes est√° buscando trabajo, la mitad de ellos (40%) inici√≥ con esta meta hace m√°s de seis meses. 

Las √°reas a las que m√°s aplican son: Administrativas Financieras; Comercial, marketing y venta; as√≠ como Tecnolog√≠as de la Informaci√≥n y sistemas. 

Una √ļltima reflexi√≥n gira en torno a la competencia de proactividad de manera individual; aquella que a veces olvidamos, pero que resulta clave para continuar en el desarrollo de habilidades; en pensar en la rentabilidad de nuestras actividades, en c√≥mo probar diferentes √°reas de nuestra formaci√≥n hasta encontrar un campo ‚Äėf√©rtil‚Äô en el cual laborar o emprender. Para, en resumen, aprender a realizar una venta o demostraci√≥n realmente convincente de querer formar parte de una organizaci√≥n aun cuando no se tiene toda la experiencia requerida.

La informalidad y la falta de experencia asedia a los jovenes(social)

Las opiniones publicadas en esta columna son responsabilidad del autor y no representan ninguna posición por parte de Business Insider México.

Descubre m√°s historias en Business Insider M√©xico

S√≠guenos en Facebook , InstagramTwitter y LinkedIn

Consulta a m√°s columnistas en nuestra secci√≥n de Opini√≥n