• Cada año desde que se fundó la Bolsa de Valores de Nueva York, en 1817, cientos de empresas se han hecho públicas. Solo 20 han sido fundadas y conducidas a una oferta pública inicial por mujeres.
  • Hay muchas razones por las que las mujeres y las minorías se han visto reprimidas. Entre ellos: menos del 13% de todos los tomadores de decisiones de capital de riesgo son mujeres.
  • Para lograr la igualdad de género, las mujeres deben fundar y unirse a las próximas Fortune 500 para dar forma a una cultura corporativa diversa desde el principio y acumular riqueza generacional para sí mismas.

Las ofertas públicas iniciales (OPI) tuvieron un año récord en Estados Unidos durante 2020 con 442 registradas hasta el 14 de diciembre. Sin embargo, solo cinco de ellas fueron empresas fundadas y dirigidas por mujeres, según una investigación de Business Insider e información de Nasdaq. 

Históricamente, solo 20 mujeres han fundado y dirigido una empresa a una OPI. Algunas empresas se han hecho públicas con directoras ejecutivas que no fueron sus fundadoras. Pero ese número es pequeño en comparación con la mayoría (al momento de escribir este artículo, solo nueve empresas se ajustan a esa descripción este año).

La discordante discrepancia fue señalada por Julie Wainwright, la fundadora de la tienda de artículos de lujo de segunda mano The Real Real. En mayo de 2019, Wainwright se convirtió en la decimoquinta mujer en fundar y hacer pública una empresa.

Para lograr la igualdad de género, la forma más rápida de avanzar es cerrar la brecha empresarial y apoyar a más mujeres para que funden empresas tipo Fortune 500. Esto se debe a que las mujeres no alcanzan posiciones poderosas con la suficiente frecuencia cuando siguen la ruta corporativa tradicional.

Además, necesitamos más mujeres para que intenten volverse increíblemente ricas. El dinero es igual al poder. La única forma de generar suficiente riqueza para convertirse en una de las personas más poderosas del mundo es iniciar una empresa.

La vida corporativa está rota para las mujeres en Estados Unidos. Necesitan destruirla y reconstruirla si quieren más puestos de liderazgo

Sabemos que las mujeres se quedan atrás de los hombres desde la primera promoción. Un estudio de Lean In de 2019 llamó a esto el «peldaño roto» en la escalera corporativa. La fuerza laboral no mejorará para las mujeres en el corto plazo.

  • Al ritmo actual, las mujeres tardarán hasta 2059 en lograr la paridad salarial.
  • Las mujeres que llegan a la cima se topan con un techo. Se quedan estancadas como directoras de operaciones; las número dos.
  • Solo el 7% de los directores ejecutivos de Fortune 500 son mujeres.

La mejor manera de solucionar este problema no es culpar o excluir a los hombres, que están a cargo y pueden ser poderosos aliados. Pero tampoco podemos esperar que cambien todos sus prejuicios inconscientes, que pueden ser puntos ciegos.

Sin embargo, la vida corporativa estadounidense necesita ser destruida y reconstruida. La diversidad debe ser un pilar desde el inicio, liderada por más mujeres y fundadoras negras, indígenas y de color.

Si las mujeres quieren ser tan poderosas como los hombres, necesitan crear fortunas rivales. La única forma de hacerlo es encabezar las próximas Fortune 500

fundadores ricos
Las 10 personas más ricas del mundo en 2019 eran todos hombres. Todos fundaron sus propias empresas. En 2020, Alice Walton, cuyo padre creó Walmart, subió al número 9 con un patrimonio neto de 54,400 millones de dólares. 

Warren Buffett. Jeff Bezos. Bill Gates. Las personas más ricas del mundo iniciaron sus propias empresas o heredaron su fortuna de alguien que lo hizo.

Esto se debe a que los fundadores tienden a poseer grandes porciones de sus empresas cuando se retiran. Esas porciones son mucho más grandes de lo que los empleados que trabajan para ellos podrían tener.

Si las mujeres quieren volverse tan poderosas como los hombres, necesitan encabezar las próximas Fortune 500 y crear fortunas rivales.

Pero en los 204 años de historia de la Bolsa de Valores de Nueva York y el Nasdaq —donde cientos de empresas cotizan en bolsa cada año— solo 20 han sido fundadas y dirigidas por mujeres. Dieciocho de esas OPI se realizaron en los últimos siete años.

Cuando las mujeres intentan iniciar empresas, numerosos obstáculos les impiden escalar para escalar sus emprendimientos.

Solo el 13% de todos los tomadores de decisiones de capital de riesgo son mujeres, según un seguimiento del informe de AllRaise.org de 2019. Pitchbook informó que en 2019 el 2.7% del capital de capital riesgo se destinó a empresas fundadas solo por mujeres. Mientras, las empresas cofundadas por hombres y mujeres obtuvieron el 14%.

Para las mujeres de color, la brecha de inversión es aún mayor. DigitalUndivided es una startup social sin fines de lucro enfocada en programas y capacitación para el crecimiento económico en comunidades negras y latinas. En 2016 lanzó ProjectDiane, un estudio de investigación bienal que rastrea la inversión en empresas fundadas por mujeres negras y latinas. Su último informe —publicado este mes— mostró algunos avances para estas comunidades. Pero no suficiente.

Los fondos totales recaudados por mujeres negras y latinas en 2019 crecieron a 3,100 millones de dólares (mdd), según datos de ProjectDiane. La cantidad de mujeres negras fundadoras que reportaron haber alcanzado el «club del millón de dólares» en inversión aumentó a 93, en comparación con 34 en 2018; mientras que 90 mujeres latinas alcanzaron ese hito.

Pero el informe señala vacíos evidentes. El financiamiento inicial promedio para nuevas empresas en general es de 2.1 mdd. Pero para las fundadoras negras y latinas el promedio es solo de 475,000 dólares. Para aquellas que recaudan menos de un millón, el financiamiento inicial promedio cae a 125,000 dólares para mujeres negras y 200,000 para mujeres latinas.

Desde 2018, las mujeres negras y latinas han recibido solo el 0.64% de los fondos de capital riesgo.

«Nuestra misión es crear un mundo donde todas las mujeres sean dueñas de su trabajo; donde las mujeres tengan riqueza», dijo Lauren Maillian, directora ejecutiva de Digital Undivided. «El camino hacia la creación de riqueza es solo a través de nuestros trabajos, carreras y labor. No solo para las mujeres, para todas las personas; pero las mujeres de color quedan atrás».

«Mejoramos, revaluamos y equipamos a las mujeres de color para competir en estos espacios y lugares que no están diseñados para que tengan éxito», dijo Maillian.

Lauren Maillian, directora ejecutiva de Digital Undivided
Lauren Maillian es la directora ejecutiva de DigitalUndivided, que lanzó el Proyecto Diane para rastrear el financiamiento de empresas fundadas por mujeres negras y latinas. / VickyG Creative/Vicky Garcia

Cuando las fundadoras reciben financiamiento, las expectativas son diferentes

La directora ejecutiva de Rent the Runway, Jennifer Hyman, es una de las fundadoras de empresas más exitosas. Es franca sobre los diferentes desafíos que enfrentan los hombres y mujeres fundadores, tanto de los inversionistas como de la prensa.

«No me han dado el permiso o el privilegio de perder mil millones cada trimestre», dijo Hyman en CNBC, poco después de que Uber se hiciera pública y WeWork, que quema efectivo, presentara su S-1 ahora rescindido.

Julie Wainwright, fundadora y directora ejecutiva de The Real Real, dijo que ve tres barreras principales para la entrada de mujeres en el espíritu empresarial. Uno de ellos son las expectativas que se establecen las mujeres.

  • Las mujeres no están pensando en iniciar negocios o planificar un gran éxito con la suficiente antelación. Y cuando lo hacen, no sueñan lo suficiente. Una encuesta a 57 mujeres CEO encontró que solo 12% de ellas planeaba ser CEO algún día. Al resto debieron decirle que era algo que debían considerar.
  • No hay suficientes mujeres en el capital de riesgo con grandes fondos detrás de ellas que puedan realizar grandes inversiones y emitir cheques de seguimiento. «Cuando se obtiene capital, si se está ejecutando algo grande, se requerirá más dinero; y la persona que inicialmente lo financió volverá a su fondo para liderar la siguiente ronda», dice Wainwright. «Y tienen que tener la capacidad suficiente para seguir financiándote para que no te quedes en el frío… Necesitas gente con miles de millones detrás».
  • No existe una «mafia de PayPal» para las mujeres que puedan apoyar a las fundadoras, unirse a ellas e impulsar su éxito. La mafia de PayPal se refiere a los primeros empleados de PayPal, incluidos Max Levchin, Joe Lonsdale y Peter Thiel, quienes se convirtieron en empresarios exitosos; ayudados en parte por su amistad durante los días de inicio de PayPal. «Esos tipos tienen una red tremenda en la que se apoyan entre sí», dice Wainwright. “No es algo formal. Pero cuando a la gente se le ocurren ideas, la empujan a pensar en grande. Tienen el apoyo de su grupo una vez que se van. Y ese grupo no está allí para asegurarse de que tengan éxito. Entonces, no hay suficientes mujeres en las nuevas empresas porque no hay suficientes grupos de apoyo».

A pesar de las barreras, es hora de que lo intenten más mujeres. Deben dejar de pensar «¿y si falla?» por «¿qué tal si funciona?».

Para darles un empujón adicional, Wainwright conoce un secreto ampliamente guardado: los fundadores de startups más exitosos no son nada especial. La diferencia es que lo intentaron y tú no.

«Para ser honesta, la mitad de las personas que conozco no son Bill Gates, Steve Jobs o incluso Elon Musk», dijo.

«Lo que son es que están decididos. Tienen un objetivo y tienen una gran visión, no se rinden y lo hicieron. No pensaron en todo lo que posiblemente saldría mal. Pensaron: voy a hacer esto, puedo hacer que esto suceda» .

Las mujeres que inician negocios son excelentes para la economía

La igualdad de género en los negocios no es solo un imperativo moral. Cuando se logra, mejora el resultado final de una empresa e impulsa la economía global.

Un estudio reciente de McKinsey encontró que la igualdad de género podría desbloquear hasta 28 billones de dólares en el PIB mundial.

Las empresas también se desempeñan mejor cuando hay más mujeres en el poder. Un documento de Bank of America encontró que las empresas del S&P 500 con directorios más diversos y un mayor porcentaje de mujeres en puestos de liderazgo ofrecían mayores retornos sobre el capital.

Se ha descubierto que las empresas de Fortune 1000 con directoras ejecutivas femeninas se desempeñan tres veces más que las dirigidas por hombres.

«Comprender el vínculo entre el empoderamiento de las mujeres y la riqueza y la salud de las sociedades es crucial para la humanidad», escribió Melinda Gates en «The Moment of Lift».

«Si quieres elevar a la humanidad, empodera a las mujeres», dijo. «Es la inversión más amplia, generalizada y de gran influencia que puedes hacer en los seres humanos».

AHORA LEE: Un sitio especializado para mujeres que buscan empleos flexibles les permite explotar su potencial en puestos directivos

TAMBIÉN LEE: La eliminación de la brecha de género en el trabajo generaría 172,000 mdd —sin embargo, la participación económica de las mujeres en México es de las más bajas de Latinoamérica

Descubre más historias en Business Insider México

Síguenos en FacebookInstagramLinkedIn y Twitter