• Las rupturas amorosas son devastadoras y pueden tener efectos físicos.
  • Después de dejar pasar un tiempo, las rupturas pueden ser buenas. 
  • Piensa en lo que aprendiste durante tu última relación, qué pudiste hacer mejor y cómo has mejorado. 

Puede parecer imposible pensar que una ruptura amorosa te ayudó a mejorar tu vida, pero de algún modo lo hizo.

Y es que hay una razón por la que las canciones más hermosas y los poemas bellos poemas fueron escritos por corazones rotos, y por qué muchas personas escriben sus pensamientos más profundos mientras lidian con la pérdida de una relación.

Los corazones rotos alteran la vida. Las rupturas amorosas abren el alma, te dividen en dos y te dejan en un abrumador estado vacío. Voluminosamente vacante. Silencio ensordecedor.

La angustia no es solo un estado mental. Al hacer frente a una ruptura amorosa, las personas pueden experimentar síntomas físicos como un cambio de apetito, dolor de cabeza, dolores corporales y una sensación general de malestar, dijo a Healthline Jennifer Kelman, trabajadora social clínica con licencia.

¿Cuáles son los efectos secundarios físicos de un corazón roto?

Entonces, ¿cómo son posibles los efectos secundarios físicos de un corazón roto? Un estudio realizado en 2011 por el neurocientífico Edward Smith (y sus colegas) en la Universidad de Columbia explica el fenómeno de la angustia.

Mediante el uso de imágenes por resonancia magnética funcional a participantes que habían finalizado una relación en los últimos seis meses, se demostró que el dolor físico y el final de las relaciones románticas están relacionados cuando se trata de cómo el cerebro lo percibe.

LEE MÁS: 3 casos de infidelidad financiera que no pensabas que lo fueran

Cuando a los participantes se les mostró una imagen de su expareja, las imágenes por resonancia magnética del cerebro mostraron actividad en la misma área que se ilumina cuando tenemos dolor físico.

Sabiendo esto, tiene mucho sentido que un corazón roto nos pueda poner en modo de defensa. Después de todo, el cerebro nos dice que el dolor que sentimos tras una ruptura no está solo en nuestra cabeza.

Está absolutamente garantizado, lo que demuestra aún más el punto de que debemos ser amables y pacientes con nosotros mismos al tratar de hacer frente a una ruptura amorosa.

Un corazón roto

corazon roto
tommaso79/Getty Images

El tiempo es lo que cura a una persona tras una ruptura, lo cual es irónico porque parece que este no avanza cuando te aplasta el dolor por la pérdida de una persona. Sin embargo, hasta que el tiempo comienza a curar nuestras heridas podemos ver las cosas positivas que vivimos en nuestra antigua relación.

Si bien no hay una respuesta definitiva a cuánto tiempo toma superar una ruptura, todo el que puedas pasar enfocado en ti ayuda. Distraerte con el trabajo, amigos, familia, hobbies e incluso probar cosas nuevas pueden ayudarte a sanar.

Aunque el primer día de la ruptura estamos convencidos de que nunca más podremos disfrutar de una comedia romántica o de un amanecer, conforme avanza el tiempo y nuestras prioridades vuelvan a acomodarse, comenzarás a sentir esperanza por tu felicidad, plenitud o un futuro interés romántico.

LEE MÁS: Razones científicas para dejar de tenerle miedo a pedir ayuda.

Después de analizar todas mis rupturas serias, compilé una lista de preguntas que fueron útiles para la autorreflexión.

Al hacerme las siguientes preguntas, pude dar un paso atrás y ver a mi expareja desde un punto de vista diferente. En lugar de verlos solo como mi ex, ahora era alguien que fue puesto en mi vida por una razón.

Aquí hay algunas preguntas que debes hacerte para reflexionar sobre tus relaciones amorosas y amistades fallidas.

1. ¿Cómo eras antes de iniciar tu relación y cómo eres ahora que terminó?

corazon roto
Martin Dimitrov/Getty Images

¿Creciste como persona mientras estabas con él o ella? Si no, ¿por qué? ¿Qué aprendiste sobre cómo lidias con el conflicto? ¿Mejoraron tus habilidades de comunicación mientras estabas con él o ella? ¿Descubriste el lenguaje del amor? ¿Qué aprendiste sobre la forma en la que navegaste en una relación seria con otra persona?

2. ¿Hay cosas que pudiste hacer mejor?

reflexion
Yuri Nunes / EyeEm / Getty Images

Sin culparte ni pensar en los errores que cometiste en el pasado, ¿hay cosas que hayas aprendido tras tu ruptura amorosa que puedas usar en futuras relaciones para convertirte en una mejor pareja?

3. Si tuvieras que escoger tres cosas que aprendiste de dicha persona, ¿cuáles serían?

enfocado
supersizer/Getty Images

¿La persona te motivó a ser mejor? ¿Te ayudó a construir tu seguridad? ¿Te enseñó a creer en ti para que algún día seas esa persona para alguien más? ¿Te enseñó a dejar ir las cosas pequeñas?

4. ¿Te ayudaron a convertirte en una mejor persona? Si sí, ¿cómo continuarás dichos hábitos con él o ella?

paseo por el parque
Kane Skennar/Getty Images

Nada es seguro. Ni siquiera un matrimonio de 50 años es inmune a una separación. Es crucial tomar cada detalle de información que aprendimos de una relación para ser mejores. Necesitamos aprender a ser independientes y a seguir creciendo, con o sin nuestras parejas.

Nuestra pareja está aquí para ayudarnos a tener vidas más felices y plenas, pero no para completarnos o llenarnos. Eso depende de nosotros. A través de la reflexión sobre lecciones aprendidas podemos trabajar para ser esos individuos completos, sin importar si hay angustia en nuestro futuro.

Mis pasadas relaciones han formado, de una manera u otra, quién soy como persona y estoy agradecida por cada una de las parejas que tuve. Estoy agradecida por cada vez que mi corazón se partió en dos y por el tiempo que sana las heridas.

Autor: Jessica Mendez. Tomado de Business Insider

Descubre más historias en Business Insider México