• Max Verstappen, el Campeón del Mundo de la F1, renovó su contrato con Red Bull Racing hasta 2028. 
  • El holandés debutó en la máxima categoría en 2015 con tan solo 17 años. 
  • Verstappen ama jugar videojuegos, es aficionado del PSV y del FC Barcelona y disfruta de correr go-karts en sus vacaciones.
  • ¿Ya conoces nuestra cuenta en Instagram? Síguenos

Max Verstappen, el Campeón del Mundo de la Fórmula 1 (F1), renovó su contrato con Red Bull Racing hasta finales de 2028 y se estima que ganará entre 44 y 55 millones de dólares (mdd) anuales.

Con esta cifra, se convertirá en uno de los mejor pagados de la máxima categoría, junto a su rival Lewis Hamilton, quien gana anualmente 55 mdd y tiene contrato con Mercedes hasta finales de 2023.

El holandés ganó su primer título de la F1 en diciembre durante el GP de Abu Dabi, al que llegó con la pole position y empatado con la misma cantidad de puntos que Hamilton.

El británico lideró la mayor parte de la carrera, pero un accidente del canadiense Nicholas Latifi (Williams) provocó la salida del safety car con cinco vueltas para el fin.

Verstappen paró en pits por neumáticos blandos y en la última vuelta del Grand Prix, con la bandera verde desplegada, adelantó al heptacampeón del mundo y finalizó con su reinado.

Para celebrar que al piloto le quedan muchos años junto a Red Bull, te platicamos 10 cosas que quizá no sepas de él, desde cuál es su comida favorita hasta cómo le gusta pasar sus vacaciones.

Nació en Bélgica, pero compite en la F1 con una licencia de Holanda

Max Emilian Verstappen nació el 30 de septiembre de 1997 en Hasselt, Bélgica. Es hijo del holandés Jos Verstappen, expiloto de la F1, y de la belga Sophie Kumpen, quien también fue piloto de karting.

Ambos países son vecinos y, para sorpresa de muchos, antes de iniciar su carrera en la máxima categoría del automovilismo, Verstappen creció en Bélgica (en la ciudad de Bree) y hasta viajaba con pasaporte de dicha nación, de acuerdo con Nieuwsblad.

Entonces, ¿por qué compite en la F1 con licencia de Holanda? Indirectamente, fue gracias a su padre.

“He vivido en Bélgica toda mi vida, pero me siento más holandés. Por todo el karting pasé más tiempo con mi padre que con mi madre”, dijo en 2014 a Nieuwsblad. “Siempre estoy entre los holandeses”.

En 2021, el GP de Holanda regresó al calendario de la F1, por lo que Verstappen pudo celebrar su primera “home race” en casa. Sin embargo, el GP de Bélgica también suele llenarse de sus aficionados, quienes cruzan la frontera para verlo competir.

Max Verstappen aprendió varias lecciones de su padre de manera dura

Jos Verstappen jugó un papel fundamental en la carrera deportiva de su hijo, ya que lo inició en el mundo del karting cuando tenía tan solo cuatro años.

“No fue tan estresante, ya que cuando tenía dos años conducía un quad, por lo que tenía experiencia con la velocidad, cómo conducir”, dijo el expiloto en entrevista con Red Bull.

A los siete años, Max Verstappen ya competía y ganaba carreras. Incluso durante un periodo de 10 años, anualmente recorrió hasta 100,000 kilómetros junto a su padre para seguir en la pista.

Y aunque el joven piloto amaba lo que hacía, Jos tuvo que enseñarle algunas lecciones de manera dura.

“En una carrera por el campeonato mundial de 2012 me estrellé y perdí”, contó a Red Bull. “Estaba molesto, pero mi papá estaba realmente enojado y decepcionado”.

“Tuve que recoger el kart de un lado de la pista ya que mi papá dijo que tenía que hacerlo yo mismo”, continuó. “Quería hablar con él sobre lo había sucedido, pero él no quería hablar conmigo”.

“Seguí intentándolo y en un momento, en una estación de servicio, me dijo: ‘Fuera, no quiero hablar más contigo’”, agregó.

Durante una entrevista con el expiloto David Coulthard en 2020, padre e hijo contaron que cuando Max competía en un campeonato a los nueve años, conducía como una “papa”, por lo que Jos lo “golpeó” con el casco puesto.

“Le dije: ‘¿Qué estás haciendo? Estamos aquí, es el campeonato mundial y creo que podemos ganar’”, recordó Jos.

“No conduzcas normal. Nos vamos a casa, voy a empacar todo”, imitó Max a su padre.

Al final, el joven terminó clasificando en primer lugar y terminó ganando.

Se convirtió en piloto de la F1 antes de tener su licencia para conducir

F1
REUTERS/Yuya Shino

La escudería ToroRosso (hoy conocido como AlphaTauri) fichó a Max Verstappen en 2014, cuando tenía tan solo 16 años, por lo que en ese momento era ilegal que condujera en Bélgica.

“Firmé con ToroRosso y recibí un Clio RS en mi casa, pero todavía no tenía mi licencia para conducir, así que tuve que quedarme estacionado por un tiempo”, contó en un video publicado en el canal de YouTube de la F1.

Su debut en la máxima categoría llegó en marzo de 2015, cuando ya tenía 17 años. No obstante, todavía no tenía su licencia. El holandés contó a Red Bull que tuvo ciertas dificultades con su instructor de manejo, por lo que incluso intentó sobornarlo.

“Mi instructor de manejo fue muy estricto, lo cual fue bueno”, dijo. “Estaba preparado: tenía gorras y camisetas listas en caso de que alguien necesitara ser sobornado, ¡pero no lo aceptó!”

Actualmente, todos los pilotos deben tener al menos 18 años para competir en la F1, una regla que estuvo inspirada por la historia de Verstappen.

Es uno de los mejores jugadores de FIFA en el mundo

Uno de los pasatiempos favoritos de Max Verstappen son los videojuegos. Su amor es tan grande que, para sorpresa de muchos, es uno de los mejores jugadores de FIFA en el mundo.

De acuerdo con el sitio de estadísticas de la FIFA Futwiz, el piloto de la F1 —que se conocido con la etiqueta de jugador “crgboy007” en línea— ocupó el puesto 21 en el mundo en el modo de juego FIFA Ultimate Team en enero de 2019; mientras que alcanzó el puesto 31 en el mundo en agosto de 2018.

El holandés también ha jugado contra Lando Norris, otro amante de los videojuegos y hasta tiene su propio canal en Twitch, venciéndolo en los tres partidos que disputaron.

Chistian Horner, el jefe de Red Bull Racing, incluso reveló que Verstappen acumuló 14 horas de juego durante el fin de semana del GP de Estados Unidos 2021.

“Probablemente hay muchas cosas que no sabes sobre Max”, dijo en entrevista con Sky Sports F1 después de la carrera en el Circuito de las Américas. “Jugó unas 14 horas de FIFA este fin de semana mientras estuvo aquí”.

Es aficionado del PSV y del FC Barcelona

El amor de Verstappen por el futbol no se limita a los videojuegos, ya que también tiene algunos clubes de sus amores.

“Me gusta el futbol. Mi equipo favorito en Holanda es el PSV Eindhoven, pero digamos que, internacionalmente, es el FC Barcelona”, dijo en entrevista con DAZN.

El PSV es un club cercano para los mexicanos, ya que en él han jugado múltiples futbolistas de nuestro país, entre ellos Andrés Guardado, Héctor Moreno, Carlos Salcido y hasta Hirving “Chucky” Lozano.

El piloto de Red Bull nunca ha escondido su amor por los culés y en 2019, durante una dinámica de intercambio de regalos de la F1, recibió como broma un set de golf del Real Madrid de parte del español Carlos Sainz, quien es aficionado de los “merengues”.

Su primera victoria en la F1 provocó que le sangrara la nariz a su papá

Super Max
REUTERS/Juan Medina

Verstappen ascendió a la escudería Red Bull en mayo de 2016, cuando solo se habían disputado cuatro carreras de dicha temporada.

Nadie puede dudar que fue la decisión correcta, ya que el holandés terminó ganando el GP de España, su carrera debut con la escudería austriaca, e hizo historia convirtiéndose en el piloto más joven en la historia de la F1 en llevarse una victoria.

“Empecé a sufrir calambres cuando faltaban cinco vueltas para el final, solo por la emoción y la concentración”, recordó en una entrevista con Red Bull.

Sin embargo, Jos Verstappen la pasó mucho peor antes de que su hijo cruzara la meta.

“Fue loco. Hubo mucha presión. La nariz de mi papá empezó a sangrar. Ni siquiera puedo imaginar cómo fue estar sentado en la sala del piloto viendo cómo se desarrollaban las últimas vueltas”, agregó.

En sus vacaciones, Max Vestappen disfruta de actividades relacionadas con el mundo del motor

Después de pasar la mayor parte del año viajando por el mundo para competir en Grandes Premios, muchos pensarían que los pilotos aprovechan su tiempo libre para desconectarse y hacer otras actividades. Ese no es el caso de Verstappen.

En entrevista con Edwin Evers, el holandés contó que en sus vacaciones busca hacer actividades divertidas, que en la mayoría de los casos están relacionadas con el mundo del motor.

“Usualmente hay un motor involucrado. Me gusta correr en quads o buggies. Realmente disfruto haciendo cosas así. Go-karts, por ejemplo. Me gusta manejar algo que no sea un F1”, dijo.

De acuerdo con él, las vacaciones ideales serían junto a su familia en un pista de go-karts junto a la playa.

Verstappen también aseguró que lo que más disfruta de estas actividades es poder tener el control, ya que saltar en paracaídas no le atrae en lo más mínimo.

Su comida favorita es la italiana y no es aventurero probando nuevos platillos

Max Verstappen
Markus Berger / Red Bull Content Pool

En entrevista con Edwin Evers, Verstappen dijo que su comida favorita es la italiana, aunque también tiene una debilidad por la cocina holandesa.

“Me gusta el puré de papa. No sé si es un platillo holandés, pero cuando estoy ahí con mi mamá o papá me gusta comer papas a la francesa o frikandel. Lo disfruto mucho”.

El frikandel es un platillo típico de Bélgica, Holanda y el norte de Francia que consta de una salchicha frita servida en una rebanada de pan y con múltiples aderezos, como catsup, curry, mayonesa y hasta cebollas picadas.

Por otro lado, el piloto de la F1 no se considera aventurero a la hora de comer. Esa es la razón por la que siempre apuesta por platillos que ya conoce, en lugar de probar cosas nuevas.

“Si llego a hacerlo y no me gusta, simplemente ordeno otra cosa”, añadió.

Tuvo que googlear su nombre una vez para entrar a un circuito

F1 holanda
REUTERS/Edgar Su

Verstappen actualmente es el Campeón del Mundo de la F1, por lo que suena poco probable que alguien no llegue a reconocerlo si se lo topa en la calle.

En 2018, la situación era muy diferente. En una dinámica de la F1, el holandés contó que olvidó su pase de ingreso para el GP de Singapur, por lo que tuvo que googlear su nombre y buscar una fotografía para que el guardia de seguridad lo dejara pasar.

“No me dejaban correr en la pista porque no tenía mi pase, así que mostré una imagen mía en Google y dije: ‘Soy piloto, necesito llegar a la pista para competir”.

Tiene su propio cántico que es reconocido en todo el mundo

Si Max Verstappen compite en los Grandes Premios de Holanda, Bélgica o Austria, es muy probable que el “Orange Army” (como se hacen llamar sus aficionados) griten a todo pulmón la famosa canción “Super Max”.

Esta fue compuesta en 2016 por tres de sus fans: Marco Mars, Rob Tooned y Jeroen Hilgenberg, quienes también son los fundadores de la banda Pitstop Boys, informó Marca.

En un principio, su letra no parece demasiado complicada, ya que básicamente repite múltiples veces la frase “Max max max super max”, lo que resulta muy pegajoso.

Más adelante, la canción holandesa relata los logros del piloto en Barcelona, Bélgica e Italia, declarando que “él va hacia la cima” y es “el número 1”.

“Cuando se nos ocurrió fuimos al estudio de mi casa lo más rápido posible. Grabamos la canción allí. Pero la mejor parte fue grabar el videoclip”, dijeron. De acuerdo con ellos, su inspiración fue una canción sobre Jonny Depp.

AHORA LEE: 10 cosas que quizá no sabías de Sergio “Checo” Pérez, el piloto mexicano de Red Bull que se subió al podio del GP de la Ciudad de México

TAMBIÉN LEE: 15 cosas que debes saber sobre George Russell, el nuevo piloto de Mercedes en la F1

Descubre más historias en Business Insider México

Síguenos en Facebook, Instagram, Twitter, LinkedIn y YouTube

AHORA VE: